LÁSER
NO ABLATIVO

TRATAMIENTO DE RECUPERACIÓN DE LA PIEL PARA MEJORAR EL FOTOENVEJECIMIENTO Y LAS MARCAS DE IMPERFECCIONES

A cargo de un profesional del cuidado de la piel, los tratamientos láser no ablativos irradian calor en las capas inferiores de la piel sin afectar la superficie. Esto activa una respuesta de sanación de las heridas que estimula la renovación celular y la producción de colágeno para mejorar las líneas finas, las arrugas, las marcas hundidas, o el tono y la textura de la piel.

Láser no ablativo

Preguntas frecuentes

¿QUÉ SIGNIFICA TRATAMIENTO LÁSER NO ABLATIVO?

Los tratamientos de rejuvenecimiento con láser se categorizan como ablativos o no ablativos. Los tratamientos láser ablativos, como dióxido de carbono (CO2) y Erbio (ER: YAG), funcionan vaporizando la capa superior de la piel para disparar una reparación del tejido y estimular la producción de colágeno. Los láseres no ablativos, como Clear + Brilliant, CoolTouch Fraxel Restore y N-Lite, generan calor por debajo de la piel para inducir una lesión controlada en la dermis sin dañar la superficie de la piel.

Los tratamientos láser no ablativos son menos invasivos que sus contrapartes ablativas; por ende, producen resultados más moderados. Sin embargo, el tiempo de inactividad es significativamente menor y el potencial de padecer efectos secundarios se reduce en gran medida. Se recomienda generalmente que se realicen una serie de 4 a 6 sesiones para obtener resultados óptimos.

¿QUIÉN ES UN BUEN CANDIDATO PARA UN TRATAMIENTO LÁSER NO ABLATIVO?

Estos tratamientos son ideales para individuos con cutis de claro a oliva que busquen mitigar la aparición de líneas finas y arrugas, suavizar las marcas de imperfecciones y mejorar el tono de la piel.

Los candidatos con tipos de piel Fitzpatrick IV y superiores deben tener mucha precaución cuando consideren un procedimiento de rejuvenecimiento con láser. Si bien los tratamientos no ablativos no son tan invasivos como los ablativos, el riesgo de hiperpigmentación posinflamatoria y marcas todavía existe. Si consideras este procedimiento, es esencial que busques un profesional del cuidado de la piel con experiencia y amplio conocimiento, y trayectoria comprobada en tratamientos de pacientes con tonos de piel más oscuros. Además, es sumamente importante que se respeten rigurosamente todas las indicaciones anteriores y posteriores al procedimiento, en especial, el uso de un protector solar de amplio espectro.

Independientemente del tipo de piel, también es importante que analices con el profesional del cuidado de la piel cualquier medicamento que podrías estar tomando como Accutane que podría sensibilizar la piel a la luz UV.

¿CÓMO FUNCIONAN LOS TRATAMIENTOS LÁSER NO ABLATIVO?

Los tratamientos láser no ablativo generan una sola longitud de onda de luz para producir una lesión controlada en la piel, que fomenta la renovación celular. La energía que emite el láser calienta las capas inferiores de la piel de una manera controlada y objetiva. Este daño causado por calor activa una respuesta reparadora de la piel y estimula la producción de colágeno, una proteína estructural responsable de la elasticidad, la integridad y la firmeza de la piel. Todo esto ocurre sin dañar la superficie de la piel.

Existen diversos modos de emitir la luz de un láser no ablativo. Un método es no fraccionado, es decir que el láser actúa sobre toda un área de la piel. El segundo enfoque es fraccionado, donde el láser solo apunta a una porción de la piel por vez. Este último enfoque emite calor mediante miles de columnas microscópicas, que se conocen como zonas de tratamiento microtérmico. Puesto que el uso de un láser fraccionado distribuye los efectos, es posible que se requieran varios tratamientos para lograr los resultados deseados. Sin embargo, este enfoque facilita una regeneración más rápida de la piel, reduce el tiempo de recuperación y ayuda a mitigar los riesgos potenciales, lo que lo convierte en un tratamiento ideal para pacientes que buscan un tiempo de inactividad mínimo.

¿CÓMO VA A SER MI EXPERIENCIA DURANTE UN TRATAMIENTO LÁSER NO ABLATIVO?

Antes del tratamiento, el profesional del cuidado de la piel debe preparar el área que se va a tratar, para lo cual debe limpiar la piel. También te entregará un par de gafas de protección para cubrir los ojos. Puesto que los tratamientos láser no ablativo no son tan invasivos como los ablativos, es posible que no se requiera una crema adormecedora tópica o anestesia local. Sin embargo, si tienes alguna duda, se recomienda que lo analices con tu profesional del cuidado de la piel antes del tratamiento. Si se considera necesario, se puede aplicar una crema adormecedora una o dos horas antes del tratamiento.

Durante un tratamiento láser no ablativo, el profesional del cuidado de la piel puede usar un dispositivo refrigerante con o sin gel acuoso para enfriar y proteger la superficie de la piel. El láser pasará suavemente sobre la piel sin afectar la superficie circundante. La sensación a menudo se compara con la que produce una bandita elástica al pegar contra la piel. Este procedimiento puede llevar desde 20 minutos hasta 2 horas según el área que se va a tratar.

Una vez terminado, la piel se sentirá caliente, similar a una quemadura solar leve, hasta 24 horas según el tratamiento. En ocasiones, es necesario refrigerar la piel con hielo. Sobre todo, la tasa de recuperación depende del tipo de tratamiento y de cómo reacciona la piel. El enrojecimiento por lo general desaparecerá a los pocos días, pero puede prolongarse según el tipo de láser usado y el área que se trata.

¿CUÁNDO ES EL MEJOR MOMENTO PARA RECIBIR UN TRATAMIENTO LÁSER NO ABLATIVO?

Si bien los tratamientos láser no ablativo requieren poco o nada de recuperación, aumentará la sensibilidad de la piel a la luz UV. Como consecuencia, es mejor someterse a este tratamiento en épocas de menor exposición al sol, como fines de otoño o invierno. Si vives en un clima más cálido o prefieres realizar el procedimiento durante meses de más calor, es indispensable que evites la exposición al sol en la medida de lo posible.

Sin embargo, independientemente de cuándo decidas recibir el tratamiento, es importante que te apliques un protector solar de amplio espectro de manera rigurosa todos los días. No solo te ayudará a proteger los resultados del tratamiento, sino que también a prevenir futuros signos de la edad de la piel. Para lograr la protección más completa, es posible que el profesional del cuidado de la piel te recomiende usar productos para cuidado en el hogar como C E Ferulic de SkinCeuticals. Comprobada su inocuidad después de tratamientos láser no ablativo, este poderoso sérum con vitamina C ofrece una protección avanzada contra los factores medioambientales a la vez que ayuda a mejorar los signos visibles de envejecimiento.

¿DÓNDE PUEDO ENCONTRAR UN TRATAMIENTO CON LÁSER NO ABLATIVO?

Como con prácticamente cualquier procedimiento, existen riesgos asociados tales como infección, cambios en el color de la piel, enrojecimiento, hinchazón o ampollas. Para evitar efectos secundarios innecesarios y maximizar los resultados, busca un profesional del cuidado de la piel matriculado con experiencia y capacitación en procedimientos de rejuvenecimiento con láser. El profesional del cuidado de la piel lo analizará contigo para determinar el plan de tratamiento más efectivo según tu tipo de piel, problemas y resultados deseados.

Encuentra un profesional del cuidado de la piel cerca de donde estés »

¿DEBO SUMAR UNA RUTINA DE CUIDADO DE LA PIEL EN EL HOGAR?

Se recomienda seguir una rutina de cuidado de la piel en el hogar después del tratamiento láser no ablativo; siempre consulta con tu médico para recibir asesoramiento personalizado para el cuidado en el hogar.

¿ESTÁS BUSCANDO ASESORAMIENTO ESPECIALIZADO SOBRE CUIDADO DE LA PIEL O TRATAMIENTOS PROFESIONALES?

Nuestros profesionales del cuidado de la piel están ampliamente capacitados para diseñar rutinas que atiendan los problemas únicos de tu piel y para guiarte en tu plan de tratamiento avanzado.

Encuentra un profesional del cuidado de la piel cerca de donde estés
Profesionales del cuidado de la piel